JUEGOS DE MESA - JUEGOS DE CARTAS - JUEGOS PARA PC - JUEGOS DE CONSOLAS - PASATIEMPOS - JUEGOS INFANTILES


Jugar Siete Y Medio

Para jugar al Siete y medio se utilizan 40 naipes de la baraja española y el objetivo principal del juego es tratar de sumar siete puntos y medio, o la cifra que más se aproxime a eso y que supere al total obtenido por la Banca.

En el juego del Siete y medio los naipes tienen el valor indicado en cada uno de ellos, a excepción de las figuras (J, Q y K) que suman tan sólo medio punto. Tiene una gran similitud con el tradicional juego de casino llamado BlackJack.

Para comenzar a jugar al Siete y medio se debe designar quien oficiará de “Banca”, cuyas tareas serán repartir las cartas y pagar o cobrar, de acuerdo a lo que hayan obtenido los otros jugadores (como ocurre en los casinos)

Una vez que se ha definido quién será la banca, éste deberá repartir dos naipes a cada uno de los jugadores que intervendrán en esa partida de Siete y medio; la primera de ellas boca abajo y la segunda boca arriba. Conociendo sólo el valor de una de sus cartas, cada jugador deberá decidir si le pide a la Banca que le dé más cartas (podrá solicitar todas las que considere necesarias para tratar de llegar a Siete y medio, pero con corriendo el riesgo de pasarse) o si prefiere “plantarse” (es decir, enfrentar a la Banca sólo con las que tiene en ese momento)

Aquel jugador que tenga como “carta a la vista” una figura y luego de solicitar otra reciba una nueva figura, tiene la opción de pasar a realizar dos jugadas simultáneas, es decir, jugar como si fueran dos personas diferentes. El jugador podrá triplicar, cuadruplicar, quintuplicar (y así sucesivamente) sus jugadas hasta tanto reciba un naipe que no sea una figura.

Una vez que todos los jugadores han definido su jugada, es el turno de la Banca, la que procederá a plantarse o pedir cartas de acuerdo a las cifras que vaya obteniendo. Cabe destacar que si un participante empata en cantidad de puntos con la Banca, será ésta la que gane.

El juego del Siete y medio admite la realización de apuestas, cuyos montos deben ser estipulados antes de iniciar el juego, pero es necesario tener en cuenta que, cuando una persona consigue alcanzar la cifra de Siete y medio, se le deberá pagar el doble de lo apostado (y, en algunos lugares, pasa a ser la Banca)

BUSCAR MÁS JUEGOS EN GOOGLE